martes, 25 de junio de 2013

La vida va en serio





Raquel Lanseros es una poeta jerezana nacida en 1973. Su formación se desarrolló fundamentalmente en León dónde estudió filología inglesa.  Desde el año 2005 ha publicado varios libros como: Leyendas del promontorio, Diario de un destello (accésit premio Adonáis), Los ojos de la niebla, Croniria y una última publicación en la que participa, una antología de nuevos poetas, Poesía ante la incertidumbre del que he extraído este poema.


Ahora ya sé que pasé por tu vida
Como pasan los ríos debajo de los puentes
-indiferentes, turbios, orgullosos-,
con la trivialidad desdibujada
de las pequeñas cosas que parecen eternas.

Muchas veces lo obvio
se oculta tras un halo de extrañeza,
tras la costumbre lenta, indistinguible
                                   del aura fugitiva de las vivencias únicas.
Es difícil saber
que la belleza abrupta del vivir cotidiano,
tan desinteresada de si misma,
nacida sin clamor ni pretensiones
es en esencia tan mágica y rotunda
que resulta imposible de imitar a propósito.

Y es aún más difícil
comprender que la fiesta de las cosas sencillas
            casi siempre termina
                       mucho antes que la voluntad del festejado

Inmóvil vi pasar ante mis ojos
el desfile callado de tu vida
con tus sueños cansados en otoño,
tus alegrías de puertas para adentro
y tus desvelos discretamente cálidos.
Creo acertar si digo
que nunca te di nada que no fuese
un préstamo a mí mismo.
            Te pedí, sin embargo, tantas cosas.

Hoy inmóvil de nuevo, asisto inerme
a este desfile amargo de tu ausencia
mientras mi corazón-dividido y atónito-
comienza a descubrir que la vida va en serio.

Te recuerdo. Hace frío
                       Y el frío me devuelve
aquella forma tuya tan sutil
de ofrecerme a la vez un corazón errante,
la suerte en un casino de Las Vegas,
la lluvia indescifrable del desierto,
los versos de Machado en un suburbio.

Ahora ya sé que pasé por tu vida
indolente y confiado,-sin asombro.
como suelen vivir todos los hombres
que no conocen todavía la pérdida.



Una año más el frío y amarillo junio  ha vuelto para hacerme comprender que “la vida va en serio”. El crujido lejano se acerca en esta fecha, desordena todo lo de hoy y hace inútil mi lucha contra el sol, ya no lo quiero, porque es amarillo limón, amarillo locura, amarillo como estas galletas. Tal vez nada termine, y a veces eso es lo que me dice mi cabeza, pero mi corazón, mi vida, desearía otra cosa, quizás otro mundo con él.







“Cryin' nobody know, nobody knows my pain”


Werewolf. Cat Power


11 comentarios:

Mayte dijo...

Para mi no hay nada más vivo, más latente, más puro que la poesía...es mi vino, y por pan estas galletas fabulosas.

Beso.

Catypol dijo...

Sí, va en serio y hay que darse cuenta a tiempo, después hemos perdido demasiado. Y entre tantas cosas buenas que nos guardan en la vida quizás un poema tan bonito o unas galletas para alimentarnos.
Un besito

Kako dijo...

Que linda poesía, más si la lees con Cat power, tremenda voz.
Que delicia de galletas, adoro el cítrico.
Besos

Manu_IEDA dijo...

Precioso y preciso.
Me ha gustado, compañera.

AllColorsAreBeautiful dijo...

No puedo desviar de la mente a Jaime Gil de Biedma cada vez que veo un "la vida va/iba en serio".... y veo que no soy la única... marca.

Anónimo dijo...

Cocinas con palabras. Eso es lo bonito de tu blog.

Mary Piñeiro dijo...

Qué cosa más rica, qué buenísima pinta tienen!! Enhorabuena!!!

Coses de Llàbiro dijo...

He preparado galletas de limón pero esta presentación me gusta mucho.
Besos.

Dezazu dijo...

Acabo de encontrar tu blog y me ha encantado, asi que para no perderme nada te sigo desde ya!!
Te invito a dar una vuelta por mi rinconcito
Un Saludo
dezazu.blogspot.com.es

Mónica López dijo...

Unas galletas fantásticas, solo les faltaba el lemon curd y la presentación.... madre...
Besos

Chef Aprendiz dijo...

La vida va tan en serio como la belleza que creas con lo que haces en este maravilloso blog.

Publicar un comentario en la entrada