sábado, 9 de julio de 2011

Sólo la luz apaga nuestra sed



(Scroll downs for English version) 

La semana pasada se inauguró en el Museo Thyssen Bornesmiza de Madrid una exposición retrospectiva sobre la obra de Antonio López (1936). La inauguración tuvo lugar el 28 de junio y se podrá visitar hasta el 25 de septiembre.


La selección de obras, que está compuesta por unas ciento treinta,  se centra en sus últimas pinturas, esculturas y dibujos con algunas referencias a lo que el artista llama “sus amores de toda una vida”, como la escultura griega. Se trata, como dicen los medios de comunicación, del “acontecimiento artístico del verano” porque la muestra, cuyos comisarios son María López (hija del pintor) y Guillermo Solana (director artístico del Museo Thyssen Bornemisza), ha levantado muchísima expectación.

Antonio López ha sido identificado siempre como un pintor hiperrealista, se le llama el maestro del realismo, aunque él prefiere hablar de sus cuadros como figuración objetiva y pretende expresar la esencia de la cosas. Para él una obra nunca está terminada; por eso, intenta captar lo que huye, lo que se mueve. A menudo dibuja o pinta lo que está en marcha, en obras, lo provisional, lo todavía inseguro: sus  vistas de la Gran Vía o desde Vallecas nos hablan de ello.


En esta exposición podemos comprender su proceso de creación: cada día al amanecer durante cinco años el artista ha pintado durante 15 minutos o 30 minutos, el tiempo que dura la luz, sus vistas de la Gran Vía. 


Otra de las obras que podemos contemplar es esta retrospectiva es Nevera nueva (1991-1994), una visión fría de un interior doméstico. La nevera está llena pero parece vacía, solamente intuimos algunas piezas de fruta, algunas bebidas, unos pocos huevos y un pollo en la estantería superior. La imagen nos transmite el frío de la nevera, solo con verla sentimos cierta crudeza porque además no vemos la cocina, solo un electrodoméstico y la ausencia de la cocina, del hogar.  Como hemos dicho antes López expresa la esencia de las cosas; y ¿no es eso este cóctel refrescante? Como dice el propio artista: prestemos importancia a las cosas básicas y renunciemos a lo innecesario porque casi siempre ahí está la felicidad. ¿Hay algo más básico que esta bebida? ¿Hay algo más que nos pueda dar unos instantes de felicidad en este sofocante verano?

11 comentarios:

Elena dijo...

Los kiwis no me convencen, pero la exposición de Antonio López, a esa sí que me gustaría ir (suspiro). Me acuerdo de la que hizo en Sevilla hace muchos años que me fascinó.

Un besote

Lucia dijo...

A mi también me gustaría visitar la exposición, que suerte vivir en Madrid para estas cosas!
Los kiwis son preciosos, muy vitales, no los como porque me pica la lengua, aunque me encantan las fotos.

Ingrid dijo...

Un batido super fresco, sano y de color precioso!! ideal en estos días de calor!!
Muchos Besos

miren dijo...

Quiero enseñar Madrid a mis hijos y será antes del 25 de septiembre,
maravillosa entrada.
Saludos.

Miriam dijo...

Tengo que ver esta exposición!

fresaypimienta dijo...

Que refrescante combinación, me encanta! muchos besos

Judith dijo...

Que Batido Susan! un desayuno ideal para estos días de calor!!! besitos guapa

Coses de Llàbiro dijo...

La de cosas que aprendemos contigo!
Mucho mejor con yogur que con leche, me sienta fatal.
Besos.

Anónimo dijo...

Gracias, Linda
Sigo tu blog desde la primera lata de sardinas. La cocina nunca me ha gustado demasiado pero los contenidos fotográficos, literarios, cinematográficos y pictóricos me engancharon. Gracias a ti he participado de un mundo de sugerencias y revelaciones, que también han alimentado mi interior, me han proporcionado luz para buscar en mi vida y me han llevado a un conocimiento más profundo de lo que me rodea.
Los títulos de los post: "Fuera miedos", "Comida compartida", "Todo es provisional", "Alimentos para el alma", "Tras la sombra, compulsión de luz", "Cualquier tiempo pasado…fue mejor", "No diga más y juegue", "Instintos", "A babor", "Las cosas claras y el chocolate espeso", "¡Dios mío,! ¡Dios mío! ¡Qué tarde voy a llegar!", "¿Es placer o es dolor?", "Falso paraíso", "Comerse los recuerdos" y algunos más, han sido verdaderas metáforas para encontrar cada día una realidad en mi existencia.
Las referencias semirreligiosas al pan (en múltiples facetas) y a la sal de la tierra, aunque te parezca un poco fuera de lugar, también me han iluminado.

Volver a ver, o ver por vez primera, películas como “Deseando amar”, “Días de vino y rosas”, “El apartamento”, “Lost in traslation”, “My blueberry nights”, “Cuscús”, “Comer, beber, amar” o “Dos en la carretera”, entre otras de las seleccionadas por ti, han llegado a recónditos espacios de mi mente.

Pintores como Murillo, Brueghel el Viejo, Mollet, Turner, Manet, Van Gogh, Twombly…me han traído muchos recuerdos.

Y dejo la literatura para el final porque hay poemas, citas de textos, frases de libros, autores: “Crujido”, Hugo Mújica, “A la nube aquella”, Virgilio Giotti, “Circo familiar”, Javier Marías, “Conversación en la Catedral” (con una magnífica y reveladora presentación), José Luis Ruiz Castillo, “El cielo es azul, la tierra blanca. Una historia de amor”, Paul Celan (Cuéntame con las almendras)… que me han llevado a encontrar el camino, la verdad y la vida.
Tus capacidades intelectuales y culinarias y otras que subyacen en tu blog (sensibilidad, delicadeza, humildad, humanidad, transparencia, valentía, empatía, etc.) serán recompensadas del modo que tú te propongas Espero que aceptes la propuesta de Vincent y que la luz apague por fin la sed visitando, si puedes,el Thyssen, la exposición de Antonio López.
Gracias, Linda*, por todo lo que me has aportado durante tantos meses ¡Sigue e en ello!Igual me animo incluso a cocinar.
Espero encontrarte después de las vacaciones.
* Mención especial tus fieles seguidores:ellos han aportado nuevos elementos a mi vida.Gracias también a algunos de ellos
Buen verano. Daniela.

Linda Susan dijo...

Un beso y gracias a todos.

Piluka dijo...

Linda! Este batido tambien me encanta!!!! Tomo nota!

Publicar un comentario